Actualidad rabiosa.

 

 

(Por Ludovic Carlsson Svenson, "Cegatito de San Bernardo".)

 

Pamplona (España), 3 de septiembre de 2014. Se suceden a ritmo incesante los acontecimientos en torno a Revillita. En esta ocasión, el protagonista vuelve a ser Apoderao, propietario del Holding Apoderao Online Corporation, que ocupa las portadas de todos los medios ya que va a organizar el primer Campeonato del Mundo de Waterpolo con Picadores, un nuevo deporte que arranca por todo lo alto. Dado que el asunto es de máximo interés, he hablado con el insigne gestor para conocer más detalles sobre su nuevo proyecto.

- Apoderao, tu nombre suena a todas horas en radios, televisiones, internet, etc.

- Así ha sido desde que inicié mi trayectoria, que está plagada de éxitos, como no podía ser de otro modo. Es que no encuentro la manera de que algo me salga mal. Aunque no presumo de ello, pues no soy importancioso y no me gusta restregar.

- Qué bien te explicas. Antes que nada, quiero hablar brevemente sobre tu torero. ¿Cómo valoras la temporada de Revillita?

- Ha sido una temporada muy intensa, yo la definiría como una temporada de hondo calado.

- ¿Cuántas corridas ha toreado?

- Una.

- Entonces no habréis cambiado muchos neumáticos al coche de cuadrillas, aunque lleve los superblandos...

- Cegatito, no te dejes engañar por los números, que son para los contables, no para los artistas. Lo importante es que el maestro ha derramado toneladas de arte y ha entusiasmado a la afición. Mendo repaso le dio a Castañita en el mano a mano que torearon hace unos meses en Milagro.

- Me permito discrepar, pues tuve el placer de ver esa corrida, y si bien acepto que Revillita nos trajo solemnidades de Manolete, también digo que Castañita toreó con tal hondura que evocó al mejor Antonio Ordóñez que se haya visto en los ruedos. Para mí, ambos triunfaron por igual y dejaron las espadas en todo lo alto.

- Cegatito, tú eres muy buena gente y pones bien a todo el mundo, no quiero discutir contigo. Me quedo con todo lo bueno que dices sobre mi torero, que cada día se supera un poco y convence a más aficionados, si cabe.

- No me extraña, Revillita torea con una verticalidad arrebatadora.

- Cierto, cuando torea Revillita, el seno de alfa es uno, ponlo en letras bien grandes.

- Así lo haré, soy el primero en reconocer que tiene algo especial.

- Lo que tiene de especial es que torea mejor que nadie, el imbécil.

- No obstante, creo que el maestro se prodiga muy poco.

- Eso es porque yo dirijo su carrera de la manera que estimo más conveniente, sin dejarme manejar por los que mandan en el negocio taurino. Mira, el otro día estuve comiendo con el empresario de las Ventas, José Antonio Martínez Uranga, y le dije: "José Antonio, para el próximo San Isidro no cuentes con Revillita, Madrid no entra en nuestro planteamiento de temporada".

- ¿Y qué te respondió?

- Nada, no dijo nada porque sabe que tengo las ideas claras, y cuando digo una cosa, la mantengo. A Revillita nadie le obliga a torear, eso lo tienen muy claro todos los empresarios taurinos, por eso me respetan y no me llama ninguno. Y creo que no vamos por mal camino, porque desde hace años José Tomás nos copia totalmente el concepto de temporada.

- Ahí tienes toda la razón, y no me extraña esa coincidencia, pues tanto José Tomás como el maestro son dos diestros excepcionales, cada uno en su estilo. Por cierto, me consta que no es fácil estar en la cumbre, me pregunto cómo hace Revillita para abstraerse del acoso mediático y mantenerse siempre centrado.

- Muy fácil, practica el yoga.

- Entiendo, de ese modo logra un estado de paz espiritual...

- No, lo que pasa es que las posturas son difíciles y se pega unas hostias de impresión, así que está bastante entretenido yendo al fisio y no tiene tiempo para distraerse con periodistas ni nada de eso.

- Me maravilla la singularidad de ese hombre.

- Lo mismo dicen en Urgencias.

- Bien, vamos a hablar del Waterpolo con Picadores. ¿cómo se te ocurrió la idea?

- En realiadad se le ocurrió a Revillita, este deporte es invención suya. Estábamos viendo en la tele las Olimpiadas de Londres del 2012 y ponían la final de waterpolo, que disputaban Croacia e Italia. Aquello era un rollo infumable y eso que ahí estaban los mejores jugadores del mundo. Revillita me dijo: "Apoderao, esto aburre a las ovejas, no me extraña que apenas haya público. Voy a pensar algo para mejorarlo." Cogió un cuaderno y un bolígrafo y comenzó a escribir ideas y hacer croquis.

- Este Revillita tiene unas facultades intelectuales extraordinarias.

Cierto, por no hablar de sus dotes para las matemáticas. Te contaré un detalle: apenas había cumplido los veintitrés años y ya distinguía perfectamente un logaritmo de un portabrocas, no te digo más.

- Ni falta que hace, Apoderao, de Revillita me creo todo lo que me digas.

- El caso es que en pocas horas terminó un boceto con las reglas de este deporte, el Waterpolo con Picadores, que se basa en el waterpolo, pero lo mejora mucho en varios aspectos, tanto que puede hablarse de un nuevo deporte.

- Cuéntame las ideas fundamentales.

- Se trata de meter más goles que el equipo rival. En cada partido intervienen dos equipos, formados por un portero, cinco jugadores, un picador y un monosabio.

- Perdona Apoderao, ¿el portero se sitúa en la puerta de chiqueros o en la puerta de arrastre?

- En ninguna, Cegatito, esto no se juega en una plaza de toros, sino en una piscina. El portero se coloca en la portería para evitar que los contrarios le metan gol.

- Entendido, o sea que los jugadores se pasan el balón y tiran a puerta para meter gol.

- Así es, hasta ahí muy similar al waterpolo normal, pero aquí interviene el picador, que se coloca en defensa para picar en el lomo a los jugadores contrarios e impedir los tiros a puerta.

- ¿Qué tipo de puya utiliza, la de las corridas de toros o la de las novilladas?

- NInguna, comenzamos probando con la puya de novilladas, pero la piscina se ponía perdida de sangre y se quejaban los cabrones de mantenimiento, porque les tocaba limpiarla a ellos. Al final hemos diseñado una vara de madera que termina en una bola de acero de 5mm de diámetro, suficiente para pegar puyazos en condiciones sin manchar nada.

- Entonces el picador está siempre en defensa administrando puyazos a los atacantes según lo considere oportuno.

- Correcto, aunque no puede poner más de noventa puyazos al mismo jugador, ya que hemos pretendido hacer un deporte amigable ante todo. En ese sentido, se recomienda picar delanterito, para dejar a los rivales bien ahormados.

- ¿Cuál es la función del monosabio?

- Acompaña al picador para protegerle, ya que los jugadores rivales pueden emplearse en el caballo metiendo los riñones y recargando, con el consiguiente riesgo de derribo. Para evitarlo, el monosabio va equipado con lo que llamamos "dispositivo de persuasión mediante impacto".

- ¿Eso qué es?

- Es un garrote de madera, con el que el monosabio puede sacudir a los rivales en la cresta, para sacarlos del caballo. De esta forma queda una suerte muy vistosa, que emociona a los públicos.

- Dado que hay golpes en la cabeza, supongo que los jugadores llevarán casco.

- No, porque es una pena que se gasten un dinero en un casco y se lo rompa el monosabio en el primer leñazo. Los jugadores llevan un gorro normal.

- ¿Y si alguno se lleva un golpe fuerte?

- Sin problemas, hay ambulancia. Y para casos irreversibles, en todas las piscinas habrá un desolladero convenientemente equipado.

- Supongo que el monosabio deberá reunir ciertas condiciones.

- Sí, para empezar es importante que tenga cara de mala hostia.

- ¿Como Elena Valenciano?

- Hombre, tanto no, porque tampoco se trata de asustar al caballo, pero conviene que tenga aspecto de defensa italiano, para imponer respeto. Además, es importante que sepa sacudir con ambas manos, porque eso le da mucha polivalencia. Y además es necesario que sepa leer el juego, porque también puede atizarle en la cresta al árbitro, aunque solo en determinados casos.

- Me parece una innovación muy interesante lo de poder sacudir al árbitro, algo que está mal visto en todos los deportes. ¿En qué casos está permitido esto de poner al árbitro en su sitio?

- Solo en cuatro casos:

1. Cuando el monosabio tiene la certeza de que el árbitro les está perjudicando.

2 .Cuando el monosabio tiene la impresión de que el árbitro les está perjudicando.

3. Cuando el monosabio está bajo de ánimo y necesita desahogarse.

4. Cuando le sale de los cojones.

Como ves, el monosabio tiene cierto margen para sacudir al árbitro, pero siempre dentro de unos límites.

- Me parece muy bien así, en el centro está la virtud. Cuéntame más reglas básicas de todo esto.

- Te cito de memoria las fundamentales:

La piscina es mayor de lo habitual, para dejar más libertad de movimientos a los picadores, y para que pueda entrar mi jet, si necesito esconderlo.

Los miembros de un equipo llevarán gorro de color blanco, y los del otro equipo, de color azul.

Los picadores, el castoreño habitual. Los monosabios, que hagan lo que les dé la gana, que con esos cabrones es mejor no discutir.

Cuando un jugador es expulsado, no puede llevarse el balón a casa.

Prohibido jiñarse en la piscina. Esto se refiere también a los caballos.

Cada entrenador puede solicitar dos tiempos muertos de un minuto, o en su defecto, de sesenta segundos.

- ¿El árbitro puede sacar tarjetas?

- Sí, a todos menos a los monosabios. Por si acaso.

- Apoderao, estoy imaginando la escena de ese delantero arrancándose de largo al caballo, y ese picador que le pega un puyazo en todo lo alto mientras el monosabio sacude un garrotazo en la cresta al segundo delantero... ¡Dios mío, qué estampa tan bravía!

- Se me ponen los pelos como escarpias solo de pensarlo.

- Al parecer, hay mucha gente famosa que se está aficionando al waterpolo con picadores. He oído que Leyre Pajín está interesada en participar.

- Me parece estupendo, a ver si le encontramos un buen jinete.

- Apoderao, creo que ya has formado un equipo de élite al que patrocina tu holding, Apoderao Online Corporation.

- Sí, es el Dínamo de Calasparra, un equipo joven, con mucha hambre de triunfo.

- ¿Quiénes forman la plantilla?

- En líneas generales, lo mejor de lo mejor. Te cito la plantilla completa, con titulares y reservas.

Porteros: Orejón y Vicentín.

Defensas: Tenazas, Soplapó, Batracio y Caraculo.

Delanteros: Torresno, Chispúm y Gominolo.

Picadores: Niño Putin, Alfredito y Bárcenas.

Monosabios: Nené, Carmencita y Potorróv.

Entrenador: Johansson de Utrera. 

- Veo que tenéis una plantilla muy compensada, a ver si hay suerte y cuajáis buenos partidos, Apoderao.

- Gracias, y si no, echaré al entrenador y pondré otro.

- Como debe ser. También has creado la Federación Bravía de Waterpolo con Picadores.

- Sí, es el organismo que se encargará de la promoción de este deporte, organizar campeonatos, etc. He puesto como Presidente a Melgibson, Jefe de los Servicios Médicos de Revillita. Lleva trabajando conmigo varios años con gran rendimiento, y es un hombre muy polivalente, lo mismo te opera de una hernia que le cambia el diferencial a una excavadora. Y todo empleando las mismas herramientas: un fenómeno.

- Tengo muy claro que Melgibson está tocado por los dioses.

- Sí, conmigo están siempre los mejores. 

- Apoderao, no me gusta molestar ni entrar en polémicas, pero debo comentar contigo las declaraciones que ha hecho Castañita sobre todo esto, creo que son realmente duras.

- ¿Qué ha dicho ese tuercebotas?

- Cosas muy graves, por ejemplo: "El waterpolo con picadores es un deporte zafio, brutal e innoble, propio de sujetos cobardes y adictos al mariconismo. No me extraña que Apoderao ande metido en esos temas."

- Ni caso, eso es porque no le dejo jugar en mi equipo.

- Otra cosa: "Con la excusa del waterpolo, Apoderao va a forrarse construyendo piscinas cubiertas, ya ha sobornado a varios alcaldes, como al de Cascajarillos del Monte, que ha pagado la obra con dinero público. Es un auténtico escándalo, habitual en Apoderao. A ese jeta, el deporte le importa lo mismo que la fotosíntesis de las longanizas." Durísimas declaraciones, Apoderao.

- En primer lugar, quiero aclararle a Castañita que las longanizas no experimentan fotosíntesis, pues son vegetales que no tienen termostato propio. En cuanto a lo de forrarme, nada más lejos de la realidad, después de todos los gastos de construcción el beneficio industrial que me queda es poco más del 600%.

- Entonces te sale lo comido por lo servido...

- Así es, y no me importa porque mi prioridad es fomentar el deporte para la juventud.

- Entonces no entiendo las sospechas de Castañita...

- Ese Castañita es un invertebrado, y su opinión vale lo mismo que un cero a la izquierda, no me afecta e incluso me reafirma en mi postura. Como dice el refrán, "ladran, luego son podencos".

- Tema aclarado. Apoderao, no me resisto a comentarte algo que me preocupa sobremanera. Durante los últimos años, los reiterados triunfos de Revillita y Castañita les han situado en la cúspide de la tauromaquia a la vez que les han granjeado seguidores que se cuentan por millones, y que se comportan de forma cada vez más vehemente, hasta el punto de que ya se puede hablar de dos bandos irreconciliables. Como ejemplo te diré que ayer mismo, en un bar, un seguidor de Revillita dijo lo siguiente: "para mí, Revillita es mejor torero que Castañita", a lo que otro aficionado le respondió: "querido amigo, respeto tu opinión, pero no la comparto, pues considero que Castañita tiene una tauromaquia más depurada." Como ves, la crispación social está alcanzando cotas realmente peligrosas y me gustaría saber si has pensado tomar alguna medida para calmar los ánimos y tratar de que las aguas vuelvan a su cauce, al menos en lo posible.

- Cegatito, agradezco tu preocupación, y como yo no soy partidario de la violencia casi nunca, ten la seguridad de que trataré de eliminar los puntos de fricción entre los seguidores de Revillita y los del energúmeno ese.

- Bien dicho, Apoderao.

- Muchas gracias.

(Fin)